¿Podría la Tierra abandonar algún día el Sistema Solar?

Los humanos tenemos el poder de la imaginación, por suerte, así que imaginemos la poco probable aunque interesante situación de que la Tierra se convirtiese en un planeta errante. Por ejemplo, como en un cuento escrito por Liu Cixin, los humanos tuviéramos que impulsar nuestro planeta fuera del Sistema Solar para escapar de una llamarada solar inminente que nos diezmaría. Es ciencia ficción, pero, ¿podría hacerse?

Es poco probable, pero no imposible. Hay una forma (teórica, claro) en que podría hacerse: la Tierra podría alejarse de su órbita a través de la acción de un objeto interestelar masivo, volando a través del espacio interestelar y entrando en el sistema solar y pasando cerca de la Tierra. Según Timothy Davis (profesor titular de física y astronomía en Reino Unido), teóricamente la Tierra podría ser expulsada del Sistema Solar, y tiene su hipótesis concreta de cómo podría ser, explicada en ‘Live Science’: “Los planetas, tal como existen en este momento, están en órbitas estables alrededor del Sol. Sin embargo, si el Sol tuviera un encuentro cercano con otra estrella, entonces las interacciones gravitatorias de estos cuerpos podrían perturbar estas órbitas y potencialmente causar que la Tierra ser expulsado del sistema solar”.

Sin embargo, aunque factible, este escenario es difícil, por lo menos en un futuro próximo. Tales encuentros estelares son bastante raros, pero, si bien es improbable que las fuerzas externas obliguen a la Tierra a salir del sistema solar en el corto plazo, ¿podría la humanidad construir maquinaria capaz de cambiar el planeta hasta tal punto que termine siendo expulsado?

Para hacernos un poco a la idea: la energía necesaria para sacar a la Tierra de su órbita y expulsarla del Sistema Solar es tan enorme, equivalente a sextillones (un uno seguido de 21 ceros) de megatones de bombas nucleares que explotan a la vez, que esto también parece poco probable. Pero si seguimos usando un poco la imaginación: ¿qué pasaría si la Tierra realmente se separara del sistema solar? ¿Qué podría suceder si se fuera girando hacia la profundidad del Universo?

la Tierra volaría hacia el espacio interestelar hasta que otra estrella o un agujero negro la capturara o la tragara. Es decir, sería aniquilada

Fácil, la Tierra volaría hacia el espacio interestelar hasta que otra estrella o un agujero negro la capturara o la tragara, así que lo más probable es que acabase siendo aniquilada. También poco probable que su atmósfera permaneciera: el clima global de la Tierra es muy delicado debido al equilibrio entre la radiación que llega del Sol y la energía que se disipa en el espacio profundo. Si esto variara, las temperaturas cambiarían inmediata y dramáticamente. La mayor parte de la Tierra, en definitiva, no sobreviviría al cataclismo. Es muy probable que la gran mayoría de la vida tal como la conocemos desaparecería.

Al fin y al cabo, casi toda la energía utilizada por los organismos vivos de la Tierra se origina en el Sol, ya sea directamente o indirectamente. Quizá algún organismo persistiera, pero estaría condenado de igual manera. Por suerte, por ahora no hay que preocuparse. Los expertos predicen que nuestra galaxia colisionará con Andrómeda en el futuro, pero para eso faltan aproximadamente 4.500 millones de años. También se prevé que el Sol, en los próximos 5.000 millones de años, se agrandará y engullirá la Tierra, pero te da tiempo todavía a hacer planes.

Fuentes.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Una misteriosa escritura de hace 4.000 años es finalmente descifrada

El agua está presente de forma abundante en muchos pequeños planetas